Desalojo represivo a trabajadores de MAM

El Frente Grande y el diputado provincial Raúl Podestá manifiestan su solidaridad  con el diputado provincial del PTS- FIT Raúl Godoy  y  con los trabajadores de MAM que en horas de esta madrugada fueron reprimidos,  en el marco de un operativo de desalojo de la maderera. El espacio político repudia el accionar represivo de las fuerzas policiales ante la orden judicial, considerando  inadmisible que en un estado de derecho,  el gobierno provincial sea incapaz transitar caminos de diálogo maduro para la resolución de los conflictos, generados a partir de la pérdida de fuentes laborales.

Como ya advertimos hace pocos días ante otro operativo con represión en el conflicto con los trabajadores de la salud provincial, el gobierno de Omar Gutiérrez,  adoptando las mismas prácticas violentas del Ejecutivo nacional, lejos de sentarse a acordar y acercar posiciones con los distintos sectores, profundiza las diferencias y solo apela al uso de la fuerza pública como método para superar los conflictos sociales.

Los obreros se encontraban en la planta desde hace varios  meses rechazando  los despidos y el cierre de la fábrica, y llevaban adelante gestiones con el gobierno provincial a fin de mantener la misma en funcionamiento y preservar los puestos de trabajo. En las primeras horas de la mañana, de manera artera, en un día feriado, mediante un operativo policial,  los trabajadores fueron sorprendidos con el desalojo de manera violenta, provocando heridos con balas de goma.

Advertimos una vez más que el gobierno provincial está actuando de manera peligrosa, poniendo en riesgo al sistema democrático, reprimiendo a los sectores más vulnerables que se resisten y luchan ante la creciente  precarización laboral.  Llamamos desde el espacio político a reflexionar sobre estas prácticas y retomar el camino de diálogo natural de toda sociedad que se precie de democrática y respetuosa de los derechos humanos.